¿Por qué no hay entrenadores y jugadores brasileños en el fútbol argentino?

Eitan Benzaquén
Feb 24, 2021, 5:13 PM GMT+1
Sampaoli viene de dirigir en Brasil
Sampaoli viene de dirigir en Brasil | Pedro Vilela/Getty Images
facebooktwitterreddit

Los entrenadores argentinos están pisando fuerte en el fútbol brasileño. Hernán Crespo se convirtió en el nuevo técnico de San Pablo, Ariel Holan llegó al Santos y ya son varios los que trabajaron en los últimos años.

Son ocho los argentinos que fueron técnicos en la última década y algunos con tareas muy destacadas. Lo cierto es que en el mismo lapso de tiempo, no hubo ningún entrenador brasileño trabajando en la Argentina.

Hay muchos motivos para pensar y entender por qué ocurre esto. No es casualidad que tampoco sea normal ver jugadores de dicho país, ya que no es un mercado tentador para ellos y los antecedentes no son buenos.

Dentro de lo económico, a estos jugadores les conviene quedarse en Brasil y percibir un mejor sueldo. Siguen jugando en Sudamérica, cuentan con un buen contrato y participan de las mismas competiciones internacionales.

Parece haber un tema cultural, que hace que los brasileños no se sientan a gusto en el fútbol argentino y que no vengan a trabajar aquí. Prefieren quedarse en su país o irse a otros destinos como el fútbol europeo (o también ligas exóticas donde reciben sueldos multimillonarios).

Iarley, un caso de éxito
Iarley, un caso de éxito | Etsuo Hara/Getty Images

Aquellos que nacen en Brasil, no se sienten a gusto viviendo en otros países de Latinoamérica y ese puede ser otro motivo para comprender este fenómeno. También podemos hablar de los estilos de juegos, ya que el juego aquí es más friccionado y en Brasil se pregona el famoso "jogo bonito". ¿Veremos en un cercano a un entrenador trabajando en la Argentina? ¿Se animarán los jugadores a empezar a probar suerte en el país? ¿Por qué no les tienta, por lo menos, llegar a gigantes del continente como River y Boca? El tiempo dirá si esto cambia o si continúa como fue hasta el momento. Parece que seguirá todo igual.

facebooktwitterreddit