River Plate

La defensa de River está muy frágil

Eitan Benzaquén
Robert Rojas
Robert Rojas / Rodrigo Valle/GettyImages
facebooktwitterreddit

River empató 2-2 contra Racing en el Monumental y hay muchos aspectos para analizar sobre el rendimiento de los dirigidos por Marcelo Gallardo. El entrenador tiene mucho que trabajar, pero acá haremos foco en el aspecto defensivo.

El Millonario está siendo un equipo desequilibrado y los rivales le están llegando con facilidad. Aprovechando la subida de los laterales, ya es una constante que ataquen las espaldas de los defensores.

Por otro lado, el Millonario no cuenta con volantes tradicionales por las bandas y ahí queda un hueco que los rivales pueden aprovechar. Fernando Gago hoy hizo un planteo que muchos entrenadores imitarán, aprovechó todos los espacios de la cancha y logró llegar con claridad.

Fueron solamente dos goles recibidos, pero los visitantes tuvieron demasiadas llegadas. En total fueron 14 remates, de los cuales solamente tres fueron a puerta. Otro dato sorprendente es que la Academia tuvo veinticinco centros al área y así terminaron llegando los goles en el segundo tiempo.

Los grandes equipos se forman de atrás para adelante y River deberá trabajar en este aspecto si quiere pelear por la Copa Libertadores. Hoy Racing perdonó, pero otro rival se puede aprovechar más de esta debilidad.

En el proceso de mejorar en el juego ofensivo y lograr una mejor asociación entre todas las figuras ofensivas que tiene el plantel, Gallardo tendrá el desafío de conseguir el equilibrio y no ser un conjunto al que le llegan con mucha facilidad.

No es casualidad que a los volantes de contención les esté costando y un jugador como Enzo Pérez (más allá de su rápida lesión en el partido de hoy) no esté en su mejor nivel. River es un equipo en formación, que tiene grandes figuras, pero que debe trabajar mucho si quiere conseguir los objetivos que se plantearon para el 2022.

facebooktwitterreddit