FC Barcelona

El balance del mercado de fichajes del FC Barcelona: ¿cómo les ha ido a los azulgrana?

Presentación de Robert Lewandowski
Presentación de Robert Lewandowski / Eric Alonso/GettyImages
facebooktwitterreddit

Con el mercado de traspasos ya cerrado en 90min hemos decidido hacer un balance de los movimientos del equipo que mejor se ha reforzado de toda la liga española.

Efectivamente estamos hablando del FC Barcelona. En este pequeño análisis hablaremos sobre las altas, las bajas, el dinero ingresado, el gastado, los beneficios/pérdidas, los posibles fichajes que no llegaron…

ALTAS

Respecto a las llegadas en primer lugar vamos a enumerar a los futbolistas que han aterrizado en la ciudad condal: Raphinha, procedente del Leeds, Héctor Bellerín, desde el Arsenal, Robert Lewandowski, del Bayern, Andreas Christensen, que llega como agente libre procedente del Chelsea, Franck Kessié, agente libre del Milan, Pablo Torre, ex del Racing y Jules Koundé, que llega desde Sevilla. En este preciso instante no podemos incluir a Marcos Alonso, pues aún no ha sido anunciado por la cuenta oficial del club ni ha sido inscrito en el campeonato liguero.

BAJAS

La lista de bajas es enorme: Luuk de Jong, Adama Traoré, Samuel Umtiti, Alex Collado, Ez Abde, Clement Lenglet, Sergiño Dest, Nico González, Dani Alves, Moussa Wagué, Rey Manaj, Neto, Martin Braithwaite, Riqui Puig, Óscar Mingueza, Francisco Trincão, Pierre-Emerick Aubameyang y Philippe Coutinho.


Hay que reconocer que el balance de gastos/pérdidas es de todo menos esperanzador, más aún teniendo en cuenta el nivel de deuda que acumula el club. Con esta multitud de bajas, algunas en forma de cesión y otras en forma de venta definitiva, el club solo ha podido ingresar 38 millones de euros. 

Los traspasos han sumado 153 millones, siendo Raphinha el más caro y Robert Lewandowski el más barato de los tres futbolistas que no han llegado libres. El carioca habría costado 58 millones, Jules Koundé 50 y Lewandowski 45.

Las operaciones de esta temporada le han terminado remitiendo unas pérdidas de 115 millones de euros.

El único de los objetivos que ha llegado a plantearse el club culé y finalmente no ha venido es Bernardo Silva. El habilidoso centrocampista portugués del Manchester City estaba deseando venir a Barcelona, pero los skyblue han exigido una cantidad de dinero exagerada. Los culés no podían llegar a las tres cifras para fichar un futbolista cuya posición está más que cubierta con los jugadores actuales.

facebooktwitterreddit