90min

Vuelve el Atlético de siempre: intensidad, contundencia arriba, un gran Oblak y triunfo meritorio en Vigo

Kieran Trippier, Hector Herrera, Stefan Savic, Lucas Torreira
RC Celta v Atletico de Madrid - La Liga Santander | Quality Sport Images/Getty Images

El Atlético de Madrid había dejado muy malas sensaciones en sus dos partidos anteriores de liga, con dos empates sin goles ante Huesca y Villarreal en los que su ataque había pasado completamente desapercibido. Hoy, ante un rival que plantó mucha cara como el Celta, recuperó lo que le ha dado éxito tantos años a Simeone para volver a ganar un partido muy complicado

FBL-ESP-LIGA-CELTA VIGO-ATLETICO
FBL-ESP-LIGA-CELTA VIGO-ATLETICO | MIGUEL RIOPA/Getty Images

De inicio ya salió con bastante más intensidad, apoyado en un gran Torreira y un efectivo Koke. El equipo fue más vertical y en una gran combinación en ataque en la que también participó el canterano Manu Sánchez, Luis Suárez ajustició al Celta para abrir el marcador. Todo eran buenas noticias en los primeros minutos sobre el verde de Vigo.

Pero los partidos tienen muchas fases, y hay algunas en las que te toca sufrir. A partir del minuto 25 el Celta dio un paso al frente y apoyado sobre todo en un brillante Aspas y un buen juego colectivo apretó al Atlético de Madrid. En esos momentos apareció el otro gran sostén de los rojiblancos todos estos años, Oblak, sobre todo en un mano a mano que le sacó muy bien a Mina

Los del Cholo aguantaron el arreón vigués y en la segunda parte dieron otro paso al frente. Fueron otra vez más perpendiculares y a pesar de retirar a sus dos delanteros, Simeone dio oxígeno a un Atlético que tuvo bastante la pelota durante gran parte del encuentro. El Celta estaba más cansado y apenas llegó, y en una jugada preciosa de Joao, pulmón para los suyos tras la reanudación, Carrasco cerró la victoria

Diego Pablo 'Cholo' Simeone
RC Celta v Atletico de Madrid - La Liga Santander | Quality Sport Images/Getty Images

En definitiva, se volvió a ver una versión más parecida a lo que ha sido siempre el Atlético de Madrid, con solidez atrás, intensidad en todas las líneas, pólvora y un gran portero. Todo a pesar de bajas como las de Giménez, Lodi o Saúl. Ahora el objetivo es mantener este nivel en los próximos partidos, que componen uno de los tramos más duros de la temporada. El primero, el miércoles contra el Bayern en Champions. Esta es la línea a seguir.