Liga MX

Los tres aciertos y dos errores de León en su victoria 3-2 sobre Atlas

Mauricio Gasca Bobadilla
León vino de atrás dos veces para llevarse la victoria 3-2 sobre Atlas, en la final de Ida del Torneo Grita México 2021.
León vino de atrás dos veces para llevarse la victoria 3-2 sobre Atlas, en la final de Ida del Torneo Grita México 2021. / Hector Vivas/GettyImages
facebooktwitterreddit

Este jueves en el Estadio Nou Camp, el León remontó 3-2 al Atlas en la final de Ida del Torneo Grita México 2021, con doblete del ecuatoriano Ángel Mena, con lo cual, está a nada de levantar un nuevo título de Liga MX el próximo domingo.


Aquí están los tres aciertos y dos errores de La Fiera en el duelo:

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!


ACIERTOS

Supo navegar contra la corriente y al final se llevó el duelo


La Fiera comenzó dormida en el primer tiempo, pues los Rojinegros fueron dueños del esférico, tanto que encontraron su gol.


Para el segundo tiempo, los locales ahora fueron los superiores en el terreno de juego, sin prestar la pelota al rival, no obstante, no fue suficiente porque no lo reflejaron en el marcador y en cambio la visita volvió a sorprender.


Lo importante fue que los pupilos del argentino Ariel Holan no se desanimaron por estar dos veces abajo en la pizarra y al final, sus ganas rindieron fruto para llevarse una ventaja rumbo al Estadio Jalisco.


Se debe resaltar que León le marcó tres goles al Atlas, algo que no había sucedido en todo el certamen porque se trata de la mejor defensiva del semestre.


Holan supo mover sus piezas ante el tirón de Mosquera

Con el marcador abajo y un equipo apenas despertando, el colombiano Andrés Mosquera sufrió un tirón y aunque volvió al campo para probar, al final tuvo que abandonar, lo que significaba una baja sensible.


De entrada, se esperaba que el estratega argentino hiciera cambio de hombre por hombre en la posición, teniendo como posibles reemplazos a Gil Burón y Fernando Navarro, mas al final tomó otra decisión.


Holan simplemente se decidió por el defensor argentino Ramiro González, quien se quedó como acompañante del cafetalero Stiven Barreiro en la central, mientras el también colombiano William Tesillo fue colocado de lateral, una posición que conoce bien y en la cual funciona muy bien.


No sacar del campo a Mena, que fue nuevamente factor

La realidad es que el cuadro del Bajío tiene varias piezas importantes a la ofensiva, pero ninguna tan determinante como lo ha sido el ecuatoriano Ángel Mena desde su arribo al club, teniendo participación en los tres goles.


En el primer tiempo, todo lo comenzó el colombiano Omar Fernández en un contragolpe, tocando la pelota para Mena, quien mandó un centro que tocó el chileno Jean Meneses para que su paisano Víctor Dávila tomara de volea y batiera al colombiano Camilo Vargas.


Para el segundo tanto, Takeshi no dudó en soltar un fuerte disparo desde fuera del área que soltó el arquero rojinegro, para que El Ángel Exterminador llegara solamente a empujar.


Finalmente, con toda la presión encima, fue el encargado de ejecutar un penal cometido sobre Dávila, colocando su disparo muy lejos del cancerbero para lograr su doblete y encaminar a León a un nuevo campeonato.


A una pieza determinante como Mena, no lo puedes sacar del terreno de juego cuando estás en búsqueda de una solución.


ERRORES

Mucho dominio y juego bonito en el segundo tiempo sin reflejarlo en la pizarra


Si bien al final León salió airoso al dar la remontada, la verdad es que a pesar de aplicar su característico estilo de juego ofensivo, no le pudo hacer daño a un equipo que estuvo bien parado de adelante hacia atrás.


Los Esmeraldas generaron varias aproximaciones por las bandas y por el centro sin poder hacer daño al arco rojinegro, no obstante, quien aprovechó su casi única llegada de peligro fue Atlas, que sorprendió con un fuerte disparo del argentino Julio Furch para el 1-2 momentáneo.


Con el afán de haberse ido al frente con todo, se descuidaron en la parte baja.


Tesillo estuvo jugando con fuego

Se debe resaltar el gran partido que dio el zaguero colombiano, quien tuvo que batallar casi todo el partido contra Furch, que con su cuerpo era difícil de detener.


A veces cuando León se iba al ataque, en la parte baja sólo estaba La Muralla con El Emperador, lo que podía significar una tarjeta amarilla o roja en caso de un peligro inminente.


Al final, con la salida de Mosquera, Tesillo pasó a la banda y ahora fue Ramiro quien tuvo que batallar con el sudamericano, donde también se debe aplaudir al jugador esmeralda, que logró ganar varios juegos aéreos.


Para más de Mauricio Gasca, ¡síguelo también en Twitter como @Melocrab!

facebooktwitterreddit