Ricardo Salinas se lava las manos y le echa todo en cara a los jugadores de la selección mexicana

Mauricio Gasca Bobadilla
Una vez más, Ricardo Salinas dio de qué hablar en redes sociales.
Una vez más, Ricardo Salinas dio de qué hablar en redes sociales. / Carlos Alvarez/GettyImages
facebooktwitterreddit

Los aficionados esperaban que la selección mexicana por fin pudiera vencer a su similar de Argentina en un Mundial, y de paso eliminarla, sin embargo, perdió 2-0 tras los goles de Lionel Messi y Enzo Fernández, desatando la furia de sus seguidores al quedar casi fuera de Qatar 2022 con un punto y cero anotaciones.

Como es costumbre, varios aficionados hicieron conocer su sentir en las redes sociales por la mediocridad del Tricolor, culpando nuevamente a los directivos y propietarios de los equipos, quienes únicamente buscan llenar sus bolsillos fomentando la mediocridad e imponiendo jugadores, además de estancar el desarrollo del deporte.

Uno de los señalados fue Ricardo Salinas Pliego, dueño de Grupo Salinas, así como miembro del Comité de Dueños del fútbol mexicano. Luego de ver varios reclamos en su contra, rápidamente se lavó los manos y le echó todo en cara a los seleccionados nacionales, quienes tienen una vida de lujo y ni así pueden salir adelante, agregando polémica al citar a los padres mexicanos por no tener hijos con talento en el fútbol.

“Si se trata de buscar culpables a lo pendejo… la culpa es de los papás mexicanos que no tienen hijos que puedan competir a buen nivel de fútbol. (Los jugadores) Ganan millones, descansan bien, duermen en hotel de cinco estrellas, tienen nutriólogo especial, viajan en vuelos privados, con ropa a la medida, traen botines hechos a su medida, preparador físico, juegan con un balón perfecto, en una cancha podada milimétricamente y ahora resulta… ¿qué pierden por mi culpa?”, escribió el dueño del Mazatlán FC de la Liga MX.

Del mismo modo, el empresario siguió interactuando con los usuarios y exigió que si se le va a culpar por el mal paso del Tricolor, entonces también se le debería felicitar cuando se hacen las cosas bien, tal como lo hizo Guillermo Ochoa al detener un penal al polaco Robert Lewandowski.

“Resulta que yo tengo la culpa de que la selección haya perdido. De ser así, me debieron felicitar cuando Memo Ochoa paró el penal a Polonia y TODOS se sentían orgullosos de no haber perdido ese día y festejaban. Si es mi culpa lo malo, ¿lo bueno también, no?”, añadió.

La realidad es que tanto aficionados como periodistas piensan del mismo modo al ver como la Federación Mexicana de Fútbol y los dueños de los equipos sólo ven para su conveniencia, ya que han eliminado el ascenso y descenso, han permitido el arribo de un gran número de extranjeros y han modificado el formato de competencia constantemente.


¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!

Para más de Mauricio Gasca, ¡síguelo también en Twitter como @Melocrab!

facebooktwitterreddit