FC Barcelona

Para el Barcelona, no perder contra el Bayern Múnich en el debut de la Champions será un buen resultado

Pablo Falcones
Ansu Fati y Kimmich
Ansu Fati y Kimmich / RAFAEL MARCHANTE/Getty Images
facebooktwitterreddit

En poco más de 24 horas dará comienzo una nueva edición de la Champions League. Una edición en la que el partido estrella de la jornada 1 será el Barcelona-Bayern Múnich que se disputa mañana en el Camp Nou. Una edición en la que, por primera vez en 18 años como profesional, Lionel Messi no jugará con el club azulgrana.

El verano ha sido duro para el Barcelona. Al menos han comenzado con buen pie la liga, y tras ver cómo el CSD aplazaba su partido de este fin de semana contra el Sevilla, llegarán con más descanso para su estreno en la máxima competición continental. ¿Cuáles son las expectativas de los de Koeman para este debut?

Cuando el Barcelona juega en casa, sea el que sea el rival, tiene que ir a ganar. Eso sí, viendo el nivel de forma que mantiene el Bayern Múnich desde hace un par de años, la tarea se presenta harto complicada. Con los Lewandowski, Muller, Gnabry y compañía tienen todavía un potencial increíble y una de las mejores plantillas de su historia.

Por otra parte el Barcelona está mermado por las lesiones. Piqué está recién recuperado y en ataque faltan dos hombres importantes como Dembelé y Ansu Fati. Al menos Pedri llega descansado de sus vacaciones, pero por supuesto todo será muy diferente sin Lionel Messi.

Lionel Messi
Messi, contra el Bayern / Pool/Getty Images

A todo esto hay que añadir el fantasma de Lisboa. El histórico 8-2 que sufrieron los azulgrana en su último partido contra el Bayern, hace apenas 13 meses, puede que planee sobre el Camp Nou antes de que comience el duelo. Demasiados condicionantes en contra a priori frente a, repito, uno de los grandes favoritos a salir campeón.

Por ello, igual sacar un empate contra los de Nagelsmann no es un mal botín. Al fin y al cabo son el principal rival del grupo y llegan en mejor forma que los azulgrana. Mañana será un partido de 90 minutos y todo se hablará en el campo, pero un triunfo del Barcelona sonaría casi a sorpresa.

facebooktwitterreddit