90min

Los partidos que le quedan al Real Madrid y al FC Barcelona en las cuatro jornadas finales de LaLiga

Carlos Henrique Casemiro, Thibaut Courtois, Sergio Ramos, Lionel Messi
DeFodi Images/Getty Images

Los dos conjuntos que pelean por el título liguero están a punto de llegar a la meta después de esta recta final de competición en la que los blancos han adelantado a los blaugranas en la carrera por el oro. Sin embargo, aún quedan cuatro partidos por delante para cada uno de ellos, cuatro obstáculos que superar para decidir quién se sube al escalón más alto del podio y quién se conforma con la segunda posición con la esperanza de cambiar el resultado la temporada que viene.

La primera valla que se encontrará el Real Madrid será la visita del Alavés al Estadio Alfredo Di Stéfano el próximo viernes. Los vitorianos llegan aún con el pozo del descenso en el retrovisor después de su derrota frente al Valladolid y con un nuevo técnico, que suele ser sinónimo de victoria o, como mínimo, de empate. Los de Zidane, por su parte, no deben dejar escapar ningún punto de aquí hasta el final para mantener su ventaja intacta.

El FC Barcelona recibe al Espanyol en el Camp Nou como otro pequeño obstáculo en lo que a nivel se refiere a lo largo de este curso. Los de Rufete ocupan la última posición de LaLiga y si no ganan serán matemáticamente equipo de Segunda División. La necesidad de los pericos podría jugarle una mala pasada a los culés, que una jornada más se juegan el título. Lo bueno para ellos es que juegan el miércoles y si ganan meterán presión a su rival al ponerse a tan solo un punto.

El sábado, tan solo un día después del duelo entre Real Madrid y Alavés, volverá a jugar el conjunto de Quique Setién y, dependiendo de lo que suceda en la próxima jornada, podría incluso colocarse como líder si los blancos tropiezan. Los culés visitarán Valladolid para medirse a un equipo que ya está prácticamente salvado y no se juega nada más que el honor. Zinedine Zidane y sus pupilos viajarán el lunes hasta Granada para enfrentarse a un equipo que pelea por entrar en Europa.

La jornada 37 podría ser la definitiva pues el Real Madrid juega en casa frente al Villarreal, un equipo que pese a la derrota frente al FC Barcelona está en plena forma y en plena lucha por los puestos europeos, dos días después de ir a Granada. Si fuese un obstaculo, el 'submarino amarillo' sería la valla que acompaña a la piscina en las carreras pues es el más complicado que tiene por delante el conjunto merengue.

Si ambos equipos consiguen ganar los dos partidos que quedan hasta entonces, el Real Madrid estaría ante la posibilidad de coronarse como campeón de LaLiga en su estadio temporal. En Can Barça, por su parte, recibirán a Osasuna con el mismo objetivo pase lo que pase al otro lado del puente aéreo, pero podría quedar decidido el título incluso sin que ellos terminasen de jugar.

La última jornada en la que ninguno se jugará nada o ambos se lo jugarán todo, sin medias tintas, medirá al FC Barcelona con el Alavés, que podría seguir jugándose la salvación en un partido fatídico en su casa, y el Real Madrid visitará Butarque. Los pepineros presumiblemente serán ya equipo de Segunda División y si no se juegan nada parece difícil que le pongan las cosas complicadas a sus vecinos de Valdebebas.