90min

Los cinco aciertos de River en la goleada sobre Binacional en la Copa Libertadores

FBL-LIBERTADORES-BINACIONAL-RIVER
River goleó a Binacional | PAOLO AGUILAR/Getty Images

River no tuvo piedad con el conjunto peruano y le volvió a propinar una goleada histórica, tal como sucedió en el Monumental. El equipo de Gallardo fue notoriamente superior y aquí analizamos las claves que lo llevaron a un nuevo triunfo.

1. Abrió muy bien la cancha

Ignacio Fernandez, Gonzalo Montiel
Montiel, clave para el ataque millonario | Pool/Getty Images

River entendió que la mejor forma de llegar al arco de Fernández era por los costados ya que Binacional acumulaba gente por el centro. Montiel y Angileri funcionaron muy bien por las bandas y por esa vía llegaron la mayoría de los goles.

2. Contundencia

FBL-LIBERTADORES-BINACIONAL-RIVER
River golpeó cada vez que llegó | RAUL SIFUENTES/Getty Images

Tal como sucedió en San Pablo, River perdonó muy poco cuando estuvo cerca del gol. Aprovechó las facilidades de un equipo sin jerarquía y volvió a golear.

3. La presión, marca registrada

FBL-LIBERTADORES-BINACIONAL-RIVER
Enzo Pérez, conductor del mediocampo | PAOLO AGUILAR/Getty Images

Desde Borré hasta Martínez Quarta, River no dejó nunca de presionar a su rival y le propuso un partido sumamente incómodo para el cual no tenía recursos. Ya con la pelota en los pies, buscó el momento justo para pegar.

4. Voracidad

Lucas Pratto
River no aflojó y así llegaron los goles de Pratto | Raul Sifuentes/Getty Images

Entre las múltiples virtudes del equipo de Gallardo hay una que nunca deja de estar: el ir por más. River podría haberse conformado con el 3 a 0 con el que terminó el primer tiempo, pero como marca su estilo, nunca bajó el pie del acelerador y el premio fue una nueva goleada.

5. A mejorar: la precisión

FBL-LIBERTADORES-BINACIONAL-RIVER
Suárez y Borré en la noche de Lima | PAOLO AGUILAR/Getty Images

Hay que ser muy puntilloso para encontrar un "error" en un 6 a 0, pero si hay algo en lo que River pudo ser mejor en Lima fue en la precisión en ataque. Nacho Fernández, De La Cruz y los tres de arriba no conectaron como saben hacerlo, sobre todo cuando quisieron explotar espacios con pases cortos en velocidad.