La bochornosa situación que provocó el COVID en un partido en Portugal

Jose Benitez
El partido entre Belenenses y el Benfica quedó empañado por el COVID
El partido entre Belenenses y el Benfica quedó empañado por el COVID / Carlos Rodrigues/GettyImages
facebooktwitterreddit

Desde que convivimos con la pandemia de COVID-19, el deporte es uno de los sectores más cuidados y con protocolos más estrictos. Las ligas de fútbol, tratan de evitar contagios con grupos burbuja y los jugadores se realizan pruebas casi a diario. Si algún futbolista da positivo es apartado del grupo y tiene que hacer cuarentena, algo totalmente comprensible, pero el problema se da cuando un equipo casi al completo sufre un brote.

Ayer vivimos una de las noticias de la jornada en el Belenenses contra Benfica, el cuadro local tuvo que afrontar el partido frente al Benfica con 9 jugadores, pues el resto estaba en cuarentena, siendo la mayoría de los que jugaron futbolistas del filial. Esto ya ocurrió el año pasado en España en un Granada frente a la Real Sociedad, y dejó a todos los aficionados, incluso los del Benfica, preguntándose porqué se había disputado el encuentro en esas condiciones. Incluso Bernardo Silva, futbolista portugués del Manchester City, se pronunció al respecto.

El partido terminó 0-7 para el Benfica, y el primer gol fue a los 24 segundos, evidenciando que el encuentro iba a ser de todo menos de una competición de alto nivel. Los equipos no tuvieron más remedio que disputar el partido en unas condiciones que nadie quería.

Las ligas, por lo apretado del calendario, y porque considera que los brotes de COVID ahora son controlables, no impusieron como causa de suspension de partidos los contagios masivos del coronavirus. Por tanto, y como a los equipos les restan puntos por incomparecencia, el Belenenses no tuvo más remedio que jugar el encuentro pese a que sabía que iba a perder.

La indiganción recorrió la redes y con razón, pues como hemos visto, se han suspendido encuentros en Europa por la falta de futbolistas al estar concentrados con las selecciones americanas. En estos casos, aún de forma más justificada, el partido se debió suspender. No todo vale, y las ligas se están conviertiendo en una máquina de exprimir a los futbolistas para su propio beneficio.

facebooktwitterreddit