Fan Voice

El madridismo debe confiar hasta el último día en el fichaje de Mbappé

Jose Benitez
Florentino Pérez es un especialista en fichajes imposibles
Florentino Pérez es un especialista en fichajes imposibles / Soccrates Images/Getty Images
facebooktwitterreddit

Hacía tiempo que el Real Madrid no se ponía un gran reto en el mercado de fichajes como el de Mbappé. Tras el culebrón vivido con De Gea, en el que el fax no llegó a tiempo y no se pudo materializar el fichaje. Florentino no había tratado de fichar jugadores cuyos clubes no querían vender.

Pero tras haber avanzado la reforma del Estadio Santiago Bernabéu y varios años sin ilusionar a la afición, Florentino se ha propuesto traer una estrella mundial como es el francés. El principal aliciente para el optimismo de la afición deben ser los precedentes, Florentino ya trajo a jugadores como Cristiano Ronaldo, Figo, Ronaldo, Beckham, Ramos, Bale y todas fueron negociaciones duras. En este caso no tendría por qué ser diferente, pues Mbappé ya ha manifestado su intención de jugar en el Real Madrid, si no es esta temporada, la siguiente en la que finaliza su contrato.

Kylian Mbappe
Mbappé desea jugar en el Real Madrid / Aurelien Meunier/Getty Images

El deseo de Mbappé debería ser la segunda gran razón para la ilusión de los aficionados madridistas, ya que, pocos equipos mantienen jugadores que no están comprometidos en plantilla. Es cierto que el PSG es un club orgulloso, y no desea ponerle fácil la salida al francés, ya que quedaría como un club de paso, en lugar del club grande al que aspiran ser.

Pero personalmente pienso que a nivel de imagen, quedarían peor si retienen a Mbappé a la fuerza, ya que podría crear un ambiente tóxico, y además, nada le impediría al francés marcharse gratis del club al año siguiente, lo que también dejaría en mal lugar al club. Si venden esta temporada al joven delantero por una cifra multimillonaria, podrán tener al menos la excusa de que la oferta era buena, y además, podrían utilizar ese dinero para algún fichaje que tapara esa salida. Por todo ello, el madridismo debe mantenerse optimista hasta el final.

facebooktwitterreddit