El Betis se lleva una final agónica en la tanda de penaltis

Marcos De la Rocha
Borja Iglesias
Borja Iglesias / Soccrates Images/GettyImages
facebooktwitterreddit

Partidazo el que vivimos en el Estadio Olímpico de Sevilla. A los 10 minutos Borja Iglesias adelantó a los verdiblancos rematando un centro de Bellerín a bocajarro que hizo imposible la estirada de Mamardashvili. El Betis dominaba, se sentía cómodo en el encuentro, pero Hugo Duró culminó toda una obra de arte para poner el empate en el marcador.

Hugo Duro
Hugo Duro / Anadolu Agency/GettyImages

A partir de ahí comenzó todo un auténtico combate entre sevillanos y valencianos. Ambos equipos tuvieron ocasiones de todos los colores, el partido pudo decantarse hacia cualquier lado y tanta igualdad nos llevó al tiempo extra gracias a la presencia de Mamardashvili, que hizo tres paradas en la segunda mitad, y a un disparo al palo de Juanmi, sumado una heroica intervención de Bravo a Soler en los últimos segundos del tiempo reglamentario.

Sergio Canales y Nabil Fekir
Sergio Canales y Nabil Fekir / BSR Agency/GettyImages

La prórroga nos dejó al Betis comiéndose al Valencia que se dedicó a achicar agua durante toda la prorroga esperando un error del conjunto de Pellegrini que nunca llegó. La Final se tuvo que decidir desde los once metros y allí se hizo justicia con lo que se vio en la prórroga. Juan Miranda metió el penalti decisivo que dio el título al Real Betis, que vuelve a levantar la Copa del Rey 17 años después.

facebooktwitterreddit