FC Barcelona

Barcelona y Sevilla se anulan en un partido que ganó... el Real Madrid

Pablo Falcones
Joan Jordan, Gavi
Joan Jordan, Gavi / Fran Santiago/GettyImages
facebooktwitterreddit

El cuento ha cambiado mucho. Quizá por primera vez en la historia, el aficionado del Real Madrid apoyara al Barcelona en un partido de liga. Hoy jugaba contra el Sevilla, que es el rival directo en estos momentos de los blancos en la pelea por el título. Los azulgrana lo tienen como rival directo... pero para entrar en Champions. El empate entre ambos dejará satisfechos a los blancos

El equipo de Xavi salió con una idea clara: dominar a base de tener la pelota. Dembelé era el jugador más incisivo en ataque, con jugadas por la derecha en la que podía salir a cualquier pierna. También empezó muy intenso Jutglá, que ahora mismo es el '9' de referencia de los azulgrana. Sin embargo, tampoco llegaban con ocasiones claras a la meta de Bono.

Esto lo aprovechó el Sevilla para marcar casi en la primera ocasión que tuvo. Un gran córner botado por Rakitic raso lo cazaba el Papu Gómez en la estrategia para abrir la lata. Lo cierto es que tras lo visto, el marcador no era justo. Eso sí, al borde del descanso, un córner sacado por el incombustible Dembelé lo remataba de manera inapelable Araújo para poner las tablas.

Carlos Del Cerro Grande, Jules Kounde
Carlos Del Cerro Grande, Jules Kounde / Quality Sport Images/GettyImages

En la segunda mitad fue el Sevilla quien entró al campo con algo más de intensidad. Delaney a punto estaba de ponerlos en ventaja tras dos córners que botaba de nuevo Rakitic, pero en ambas ocasiones remataba alto. La gasolina le duró a los de Lopetegui hasta que Koundé perdió la cabeza. Dio un pelotazo en la cara a Jordi Alba y fue expulsado. Roja clara y justa.

Poco a poco el Barcelona se iba haciendo con el control del juego. Abde y Dembelé eran los hombres más peligrosos desde cada una de las bandas en el ataque azulgrana. Un gran centro del canterano a 10 minutos del final lo remataba fuera Gavi, de manera inexplicable. El andaluz también hizo una gran segunda parte.

Karim Rekik, Ousmane Dembele
Karim Rekik, Ousmane Dembele / Soccrates Images/GettyImages

El Sevilla acabó encerrado, y el palo lo salvó en una bonita jugada hacia dentro de Dembelé. Al final, empate merecido aunque el Barcelona podría incluso haberse llevado algo más. Amargo en cualquier caso para los dos para despedir este 2021 lejos de un Real Madrid que sigue líder sólido en la tabla. A los azulgrana, de hecho, se les sigue poniendo difícil entrar en Champions.

facebooktwitterreddit