​La expansión del coronavirus y la pertinente cuarentena ya están teniendo las primeras consecuencias económicas dentro del fútbol español. Ante la falta de trabajo y, por consiguiente de ingresos, los clubes se están viendo obligados a buscar medidas para subsistir y la primera pasa por recortar el sueldo de sus trabajadores, al igual que están haciendo muchas otras empresas que han tenido que suspender su actividad de forma temporal.


El ​FC Barcelona, por extraño que parezca, es el equipo que más se va a ver afectado al ser sus jugadores los que más cobran de toda LaLiga. La directiva culé ya anunció hace varios días que la situación económica de la entidad era muy delicada debido a este parón en todas sus áreas deportivas por lo que sería imposible cubrir el presupuesto previsto para esta temporada.


Marc Ter Stegen,Clement Lenglet,Frenkie de Jong,Ivan Rakitic,Sergio Busquets,Gerard Pique,Lionel Messi,Antoine Griezmann,Martin Braithwaite,Nelson Semedo,Jordi Alba


Ante este escenario la solución más repetida es hacer un ERTE, un Expediente de Regulación Temporal de Empleo, o lo que es lo mismo, reducir el sueldo de los trabajadores hasta que se pueda regresar con normalidad. La cúpula blaugrana se reunió ayer de manera telemática con la FIFA, la ECA y varios representantes de los jugadores para negociar este ERTE, pero no se llegó a un acuerdo con la plantilla.


Sin embargo, la directiva tomó la decisión de realizar el ERTE estuviesen o no de acuerdo los jugadores como única medida posible para salvar esta crisis. Bartomeu habló con los capitanes, que en un primer momento comprendieron que era una medida necesaria, pero la propuesta de ver su sueldo reducido en un 70% no terminó por convencerles.



A partir de entonces se ha hablado de una rebaja del 10, del 20 y hasta el 30 por ciento de sus fichas anuales como propuestas de los jugadores. La FIFA decidió cortar por lo sano y planteó una disminución del 50% durante la suspensión de la competición. Pero ante las negativas de los futbolistas y la falta de acuerdo el FC Barcelona ha decidido que será ese 70% que plantearon desde el inicio como solución.


Aunque la directiva, en el comunicado que emitió a última hora en el día de ayer, no habló de ninguna cifra: "Se tramitarán varios expedientes relativos al área deportiva (fútbol y otros deportes profesionales), así como pare el resto de personal no deportivo. Básicamente se trata de una reducción de la jornada laboral, impuesta por las circunstancias y las medidas de protección llevadas a término, y, como consecuencia, la reducción proporcional de las retribuciones previstas en sus respectivos contratos".