El 2019 de Carlos Tevez en ​Boca Juniors estuvo lejos de ser el ideal​: a pesar de haber tenido en primer lugar el apoyo del DT de turno Gustavo Alfaro, quien afirmó que el "Apache" era su emblema y el abanderado del plantel, nunca se pudo hacer dueño del equipo y no logró ser titular indiscutido.


El propio futbolista se encargó de criticar al entrenador por la falta de confianza y la deslealtad: "Me dijo que era su emblema y me sacó a los dos partidos. No me gustó la forma en la que me enteré que iba al banco contra ​River, esa fue la única vez que puse cara larga y se lo dije", admitió recientemente el ex Manchester United y Manchester City, entre otros.


Una importante porción del público futbolero fue contundente, y teniendo en cuenta cómo venía jugando no sonaba para nada descabellado: "Tevez no da para más, está más cerca del retiro que de poder seguir en Boca", fue la afirmación que sonó tanto en los medios como en las charlas de café.


Sin embargo, contra todos los pronósticos y demostrándonos a todos que estábamos equivocados, el crack de Fuerte Apache se reiventó a los 36 años y su 2020 está siendo espectacular: cuatro goles en lo que va del año acompañado de rendimientos que ayudan al equipo a pelearle mano a mano el torneo a River.


La enseñanza que debemos tomar teniendo en cuenta este caso es la de nunca subestimar a un futbolista de primer orden como Tevez, jamás darlo por retirado por más de que no venga rindiendo en cierto momento.


Si bien el año recién comienza y el "Apache" deberá mantener su alto nivel, lo que no resulta para nada fácil sabiendo de la competencia constante que hay en la elite, pocos futbolistas pueden dar el salto de calidad de un futbolista con un impresionante recorrido en Europa, más allá de la edad. 


La confianza del nuevo entrenador Miguel Russo es clave: "A pesar de que algunos me retiraron, hoy puedo hacer dos o tres partidos buenos. Eso me alegra muchísimo. La verdad que me siento muy cómodo. Con mis compañeros, con el grupo que se está armando, con el cuerpo técnico, con todo. La verdad que me siento muy cómodo, muy feliz”, resaltó Carlitos. Se nota mucho...