​El plan de Quique Setién volvió a fallar, el tercer examen del cántabro se da por suspenso y el ​FC Barcelona podría perder el liderato de ​LaLiga después de caer por dos goles a cero ante un ​Valencia que supo a la perfección dónde atacar a los culés. De nuevo el torrente de juego azulgrana se quedó en un dominio abrumador de la posesión que no se tradujo en peligro salvo los tímidos disparos de un ​Leo Messi que tampoco estuvo acertado.


Marc Andre Ter Stegen


Lo bueno


Si eres aficionado del conjunto blaugrana es complicado destacar nada positivo de este partido más allá de la actuación de Marc-André ter Stegen, que salvó a los suyos de una goleada. Primero detuvo un penalti, después tres ocasiones claras con intervenciones para enmarcar y a partir de ahí trató de repeler cualquier envite local. Sin embargo el alemán no pudo hacer nada en el primer gol, desviado por Jordi Alba, ni en el segundo, cuando Maxi Gómez la puso pegada al palo largo, donde el portero nunca llega.


Quique Setien


Lo malo


Una vez más la nota negativa del partido la puso Quique Setién desde el banquillo, que mantuvo su filosofía y por tercer partido consecutivo no convenció. Además esta vez ni Messi ni nadie pudo evitar la derrota por lo que el técnico queda muy señalado después de su paso por Mestalla. El 74 por ciento de posesión culé y los cinco remates a puerta, todos ellos sin peligro, hacen justicia a lo que se vio sobre el terreno de juego, un FC Barcelona dominador pero inofensivo que se quedó a cero.


Francis Coquelin,Gabriel Paulista,Gil Manzano,Jose Gaya


Lo feo


La actuación arbitral y las intervenciones del VAR son probablemente lo más reseñable en este aspecto. En la primera mitad Gil Manzano detuvo una ocasión clara del Valencia al pitar una falta y no dar la ley de la ventaja, y pidió perdón por ello asumiendo su error. En la segunda parte anuló un gol local por falta previa en la salida de un córner y el VAR terminó dictaminando que se repitiese el saque de esquina, algo que nunca antes habíamos visto.