Gabriel Barbosa

El equipo ideal de la Copa Libertadores 2019

1. Esteban Andrada (Boca)

El único jugador de Boca que integra el equipo ideal de la Copa es su arquero. Andrada tuvo un año espectacular con un invicto record para el club. Mantuvo su valla en 0 en 8 de los 12 partidos del torneo.

2. Lucas Martínez Quarta (River)

El equipo ideal de la Copa juega con 3 defensores en el fondo y uno de ellos es el joven central de River. Martínez Quarta logró 101 recuperaciones de balón, más que ningún otro futbolista, y fue el jugador del Millo con más remates bloqueados (6) y más despejes.

3. Rodrigo Caio (Flamengo)

El defensor del Flamengo fue uno de los más destacados de la Copa con su solidez que se refleja en estos datos estadísticos: fue el jugador con más despejes en todo el torneo (67), el 2º que más duelos aéreos ganó y el tercero que más bloqueos realizó.

4. Pablo Marí (Flamengo)

El español disputó 6 partidos para el campeón en la Copa y en ninguno de ellos un jugador rival pudo superarlo. Anotó uno de los tantos en la goleada frente a Gremio y ganó 17 de los 24 duelos aéreos de los que participó.

5. Enzo Pérez (River)

Jugó un partidazo en la final en Lima y mantuvo un altísimo nivel a lo largo de toda la Copa, siendo el jugador con más pases completados en todo el certamen (697) y el que más recuperaciones hizo (112). Si alguien merecía la Copa, era él.

6. Everton Ribeiro (Flamengo)

Un jugador clave en el Flamengo, capaz de aportar en ataque y a la vez cumplir con funciones defensivas. Creó 29 chances de gol a lo largo de la Copa, además de meter 3 goles y aportar otras 3 asistencias.

7. Gustavo Scarpa (Palmeiras)

El de Palmeiras es el único integrante del equipo ideal que no alcanzó las semifinales de la Copa. Eso sí, dejó su marca en la tabla de goleadores con los 6 tantos que marcó para el Verdao, eliminado en cuartos frente a Gremio.

8. Ignacio Fernández (River)

Cuando estuvo iluminado, River mostró su mejor faceta ofensiva. Nacho participó en forma directa de 6 goles del equipo millonario, en 3 como anotador y en otras 3 como asistidor. Su partido consagratorio fue en la ida de las semis ante Boca.

9. Everton (Gremio)

El wing de Gremio es uno de los jugadores más desequilibrantes que tiene el fútbol sudamericano y lo demostró en esta Copa, dejando en el camino a nada más y nada menos que 55 rivales en el acumulado. Flamengo fue demasiado para él en semis.

10. Bruno Henrique (Flamengo)

Un atleta que además juega al fútbol como los dioses. Veloz como ningún otro, aportó 5 goles en la campaña del Flamengo campeón, pero en las estadísticas no va a quedar registrada su fantástica jugada que le permitió a Barbosa empatar el encuentro en la final. 

11. Gabriel Barbosa (Flamengo)

El gran héroe de Flamengo. El mejor jugador de la Copa, el máximo anotador con 9 tantos y el que posibilitó el milagro en Lima, aún cuando en el partido había hecho poco y nada. Sus dos tantos en la final quedarán en la historia grande del Mengao.