Gonzalo Martinez,Marcelo Gallardo

Cinco jugadores a los que Gallardo bancó y luego explotaron

1. Gonzalo Martínez

Uno de los aciertos más grandes del Muñeco fue no solo haber traído al Pity desde Huracán, sino bancarlo cuando las cosas no le salían. El 10 fue criticado en sus primeros meses y muchos dudaban si la camiseta no le quedaba grande, pero el Muñeco nunca dudó de él y con el tiempo y mucho esfuerzo, Martínez le demostró que no se equivocaba.

2. Milton Casco

Casco llegó a River desde Newell's en un nivel de selección (era un habitual convocado), pero en el Millo no podía alcanzar el mismo nivel. La llegada de Saracchi lo relevó al banco y cuando parecía que su ciclo ya estaba cumplido, volvió a ganarse el lateral izquierdo a ser determinante a lo largo de todo 2018 y 2019. Revirtió su mal desempeño y se ganó a la gente.

3. Sebastián Driussi

En los primeros años del Muñeco, Driussi tuvo que aceptar jugar en otras posiciones que no fueran la de delantero con tal de estar entre los 11. De todas formas, al juvenil de inferiores se le exigían goles, pero él llegaba poco a la red. Gallardo lo esperó y cuando creyó que estaba listo, lo llenó de confianza en una pretemporada y lo puso de titular como delantero en la final por la Recopa ante Independiente Santa Fe. Desde ese momento, Driussi no paró de hacer goles, alcanzó su mejor versión en River y fue vendido al año siguiente por 15 millones de euros.

4. Exequiel Palacios

Su debut en Primera se produjo de la mano de Gallardo en 2015, pero su explosión recién a principios de 2018. En el medio hubo un DT que supo bancarlo, que no lo quemó cuando todavía no era su momento y hoy se ven los frutos.

5. Leonardo Ponzio

El gran capitán de la era Gallardo tenía un pie fuera de River cuando llegó el Muñeco. Colgado por Ramón Díaz, Ponzio era buscado por otros clubes y nada hacía pensar en los gloriosos años que estaban por venir. Los responsables de que hoy River tenga un nuevo ídolo son el mismo Ponzio, por supuesto, pero también Gallardo, quien vio en él un verdadero líder.