​El futuro de Mauro ​Icardi es una verdadera incógnita. El delantero no quiere saber nada con el Inter y ya trabaja en un operativo desgaste para resolver su salida.


Si bien recibió ​ofertas contundentes del Napoli y de la Roma, el delantero argentino tiene decidida su decisión de querer ser transferido a la Juventus y le está poniendo presión a la dirigencia.

FBL-ITA-SERIEA-JUVENTUS-INTERMILAN


Más allá de que Inter ya le comunicó que no lo va a tener en los planes, Icardi todavía se mantiene firme. Antonio Conte, entrenador del equipo, declaró que el jugador "está fuera del proyecto" y contrataron a Romelu Lukakú para reemplazarlo.


Teniendo en cuenta su situación, Juventus quiere pagar menos de los 80 millones de euros que pide el Inter y están trabajando lentamente para desgastarlos. Claro, Inter sabe que mantenerlo en el plantel implica pagar un salario muy alto por un jugador que no juega y no pueden permitírselo.


Icardi, que está en pleno diálogo con la Juventus, sabe que debe esperar y confía en que las negociaciones lleguen a buen puerto. Seguramente se vengan tiempos de negociaciones y ambos equipos buscarán terminar de la mejor manera posible. ¿Lo único claro? Su ciclo en el Inter quedó terminado y no hay marcha atrás.