​El día de hoy el​ Manchester City de Pep Guardiola y el Liverpool de Jurgen Klöpp se midieron en partido correspondiente a la Community Shield, trofeo que se llevó en tanda de penales el club que dirige el estratega español.


Una de las curiosidades la protagonizaron Gabriel Jesús y Virgil van Dijk. El delantero brasileño logró driblar después de varios meses al defensor holandés, quien mantenía un racha de 65 partidos oficiales sin ser superado por un adversario.

El momento se dio justo en el centro del campo cuando el defensor del Liverpool fue en búsqueda del futbolista citizen, y este se lo quitó pisando la bola, para posteriormente tratar de habilitar a un compañero que se sumó al frente. Lamentablemente para su causa la jugada no fructificó en gol, pero quedó el dato anecdótico.