El clima es más que la hostil contra ​Neymar en Francia luego de las declaraciones en aseguraba que su mejor recuerdo como futbolista era la remontada en la Champions League con la camiseta del FC Barcelona ante el PSG, por lo que los medios de prensa han apuntado a una respuesta calculada por la situación que vive.


Es que las ​declaraciones del delantero no pudieron llegar en el peor momento, debido a la polémica institucionalizada por la supuesta presión que el brasileño estaría haciendo para que su club, el PSG, lo deje marcharse para así poder volver a su antigua club.


Por esto mismo los medios de prensa franceses fueron poco benevolentes con Neymar, criticando fuertemente sus declaraciones de diferentes maneras, pero coincidiendo con el criterio que el jugador hizo esto de manera calculada para aportar un poco de presión a su negociación.


FBL-BRAZIL-NEYMAR-PROJECT


France Football: "respuesta calculada"

Uno de los medios más importantes de Francia no dudó en calificar la actitud de Neymar como una manera más de enfrentar a su actual equipo, asegurando que puede generar un "terremoto" en medio del momento que viven.


"Respuesta calculada, es imposible pensar de otra manera...una nueva declaración de guerra en el conflicto que le enfrenta un PSG del que parece decidido, más que nunca, a salir. Una pequeña frase que evidentemente no le ayudará a acercarse a los aficionados del PSG”, publicó France Football.

FBL-FRA-LIGUE1-PSG-NICE


Le Parisien: "Ha 'troleado' públicamente al PSG"


Agregando más polémica a las declaraciones, Le Parisien fue más crítico con Neymar. Directamente acusó al jugador de ya no ocultar su situación contra el PSG, llegando a optar por "humillarlo públicamente".


“Una de las mayores humillaciones de su propio club... Neymar ya no esconde, sino todo lo contrario, sus ganas de marcharse. “No hay ninguna duda de que ese partido fue absolutamente memorable para el Barça, pero de ahí a ‘trolear’ (burlarse) públicamente al PSG y azuzar a sus propios aficionados...”, puntualizó.


No se sabe cómo se resolverá la historia pero lo que si está claro es que los franceses están muy molestos con el futbolista... y tienen razón.