El XI ideal del Clausura 2019 en la Liga MX

El Clausura 2019 llegó a su fin y con él Tigres terminó por coronarse campeón de la Liga MX por séptima ocasión en la historia. Pero además del campeonato de los auriazules, muchos jugadores aprovecharon este certamen para demostrar su mejor versión futbolística. 


Aquí el XI ideal del Clausura 2019:

1. Nahuel Guzmán

Pese a haber sido un torneo extraordinario para Rodolfo Cota, lo realizado por el arquero de los Tigres principalmente dentro de la liguilla, tanto dentro del terreno de juego, como fuera alentando y motivando a sus compañeros, fue el principal factor para que los felinos consiguieran el título. 

2. Fernando Navarro

Fernando Navarro tuvo el mejor torneo en su carrera profesional, siendo uno de los elementos más experimentados del León y convirtiéndose en el mejor lateral derecho del certamen. Su capacidad defensiva, así como sus carreras en ataque fueron vitales para el funcionamiento de La Fiera, que terminó teniendo un torneo para la historia. 

3. Bruno Valdez

El central americanista no sólo se convirtió en el capitán y líder de todo el cuadro de Coapa, sino que llegó a ser el elemento más importante tanto en defensa como en ataque. Goleador desde los tiros de esquina y defensor de calidad, son características que hicieron de Valdez uno de los mejores centrales del torneo. 

4. Nicolás Sánchez

Otro jugador que sin gafete de capitán se convirtió en el mandamás del equipo dentro de la cancha. Nico Sánchez fue el jugador diferente de Rayados y con un plantel tan completo como el que tiene Monterrey, el argentino se dió a la tarea de ser uno de los elementos vitales. Motivador, certero en defensa y goleador desde penales y tiros de esquina.

5. Luis Rodríguez

Pese a jugar como lateral derecho, era imposible realizar el XI ideal dejando fuera a uno de los mejores elementos mexicanos del equipo campeón, pues desde su llegada a Tigres, el 'Chaka' se ha adueñado de la banda y ha conseguido, junto a Navarro el llamado a selección, siendo los dos mejores laterales del torneo. 

6. Carlos Rodríguez

La promesa mexicana de Monterrey explotó en este torneo convirtiéndose en un elemento de suma importancia tanto en defensa como en ataque para Rayados, su capacidad para pensar con el balón en los pies y su creatividad, lo hicieron dueño de la contención rayada y pusieron los focos sobre este joven que demostró que tiene mucho potencial. 

7. Luis Montes

En un torneo en el que el León fue amo y señor durante la temporada regular, Luis Montes se encargó de ser el cerebro, líder y creativo del equipo, haciendo un trabajo fenomenal y consiguiendo distintas variantes de juego para el cuadro esmeralda. Su gran actuación le dio como recompensa un nuevo llamado a la Selección Mexicana. 

8. Rodolfo Pizarro

Rodolfo Pizarro tardó en encontrar su mejor nivel con Monterrey, pero en el momento que lo logró se convirtió en el mejor mexicano del torneo. El elemento más desequilibrante del equipo, Pizarro fue pieza inamovible en el esquema de Diego Alonso y su capacidad para eludir rivales y generar peligro lo hicieron uno de los mejores del torneo. 

9. Ángel Mena

El goleador del torneo y sin lugar a dudas el mejor jugador de la temporada regular. Ángel Mena demostró ser un elemento de primer nivel dentro de la Liga MX, no sólo por sus goles, sino también por su capacidad de generar peligro, sus asistencias y su técnica individual, lamentablemente estos elementos desaparecieron en cuanto empezó la liguilla y Mena dejó de ser la estrella que fue a lo largo de las 17 fechas. 

10. Rogelio Funes Mori

El argentino nuevamente fue el goleador del equipo de Monterrey y dio un gran torneo con golazos que quedarán para la posteridad. 11 tantos en el certamen y un gran despliegue futbolístico volvieron a demostrar que Funes Mori es uno de los delanteros más letales que han llegado al futbol mexicano en los últimos tiempos. 

11. André-Pierre Gignac

El francés no podía quedar fuera de esta lista. En momentos de crisis, Gignac fue quien apareció para darle tranquilidad a los dirigidos por el Tuca Ferretti y como es costumbre ya, fue determinante para que los universitarios consiguieran el título de liga, especialmente con la anotación final que le dio no sólo el empate en el primer puesto de máximo goleador del club junto a Tomás Boy con 104 goles, sino la séptima estrella para el equipo.