​El ​RCD Espan​yol venció por 2-0 a la Real Sociedad delante de su público y aprovechó la derrota del Athletic Club 2-0 frente al Sevilla FC para regresar a lo grande a Europa.


El RCD Espanyol está de euforia y no es para menos. Los pupilos de Joan Francesc Ferrer Rubi hicieron los deberes después de imponerse a la Real Sociedad por 2-0 con dianas de Roberto Rosales y Wu Lei en el RCDE Stadium, esperaron el contratiempo de los leones 2-0 frente al Sevilla FC en el Ramón Sánchez Pizjuán para colocarse séptimos en la última jornada y sellar el billete para la segunda competición de máxima importancia a nivel europeo 12 años después. 


La temporada de los pericos estuvo marcada por el excelente rendimiento del estilete gallego Borja Iglesias. Fue una de las apuestas del actual técnico Joan Francesc Ferrer 'Rubi' para esta campaña 2018/19. Ha firmado una increíble campaña, después de perforar el arco contrario en 17 ocasiones. También ha repartido tres asistencias a sus compañeros. Ha estado a punto de ser convocado por La Roja para los choques contra Islas Feroe y Suecia de cara a la Eurocopa 2020. 

FBL-ESP-LIGA-ESPANYOL-ATLETICO

La verdad es que en las primeras fechas empezaron bastante bien con registros positivos y cerca de Europa League. No obstante, la situación del conjunto blanquiazul comenzó a diluirse, ya que pincharon muchos eventos consecutivos en LaLiga. Eso propició que bajarán muchos lugares en la tabla hasta el punto que cuestionaron su juego y el descenso estaba cerca. En la segunda vuelta, desplegaron su mejor versión y sacaron el orgullo que le caracteriza al RCD Espanyol hasta que creyeron que se podían clasificar por la próxima edición de la Europa League. Y así ha sido. 


En la zona de máquinas, el balear Sergi Darder ha cuajado un gran curso 2018/19, juntamente con Esteban Granero y Marc Roca. Entre ellos tres, han controlado la medular de los pericos a la perfección especialmente en este tramo final de LaLiga. No han perdido el control en ningún momento y se han mantenido con sangre fría en cada evento. 


Finalmente, la afición perica espera con entusiasmo el curso que viene que estará lleno de éxitos y alegrías.