​La franquicia ​Chicago Fire cambiará su nombre y buscará regresar al Soldier Field, la cancha que compartió con los​ Chicago Bears de la ​NFL durante siete temporadas. 


El equipo de la ​MLS vivió gratos momentos en el estadio que fue una de las sedes del Mundial de Fútbol de 1994. En las siete temporadas disputadas allí fue campeón en cinco ocasiones, por lo que el equipo busca regresar a los buenos tiempos


Según el periodista de ESPN Roberto Abramowitz en las próximas semanas se dará a conocer la decisión tomada por los directivos. "Escuché de muy buenas fuentes que el cambio de nombre se hará, solo que lo anunciarán cuando se presente el movimiento del estadio".

El cambio en la denominación sería Chicago City FC. Para completar el traslado la franquicia dejará el Toyota Park, que había sido su hogar desde la temporada 2006. Este estadio se encuentra en Bridgeview, una localidad cercana al sur de la llamada Ciudad de Los Vientos.

La franquicia de Chicago jugó de 1998 a 2005 en la casa de los Bears y consiguió una MLS Cup, una Supporters' Shield y tres US Open Cup.