Josep Maria Bartomeu tenia previsto reunirse con Leo Messi en el viaje de ida a Mónaco para el sorteo de la fase de grupos de la UEFA Champions League. Después del Instagram gate, el presidente azulgrana quería volver a encauzar las relaciones con su máxima estrella y el resto de la plantilla.​


TOPSHOT-FBL-ESP-LIGA-BARCELONA-BETIS

Muchos medios habían hecho eco de esta reunión que podía suponer el final de la crisis institucional que sufre el Barça desde la marcha de Neymar al PSG a principios de agosto y que se ha agravado en las últimas horas después de que el club denunciase al astro brasileño por incumplimiento de contrato.


Esta reunión también debía servir para calmar los ánimos de Leo Messi. Hay rumores que le sitúan lejos del Camp Nou si no se siente cómodo con la plantilla que se realice y la gestión de esta que se haga desde la directiva.


FBL-ESP-LIGA-BARCELONA-BETIS

Josep Maria Bartomeu había decidido llevar el tema personalmente para intentar que el estado anímico de Leo Messi mejorase. Pero las complicaciones en los fichajes, motivo de la frustración de Leo Messi, le ha hecho cambiar de planes. 


El presidente del Barça ha decidido llegar a Mónaco por la mañana y negociar con Liverpool y Dortmund los fichajes de Coutinho y Dembélé. Por el brasileño el FC Barcelona ofrecerá hoy 150M € y por el francés puede llegar a los 130M €. Leo Messi llegará a primera hora de la tarde como estaba previsto.


Así pues, parece que la crisis del FC Barcelona causada por un distanciamiento entre jugadores y directiva, podría no estar cerca de su fin.