​El culebrón Neymar no ha terminado con la salida del futbolista al PSG. El FC Barcelona acaba de anuncia oficialmente a través de su página web y redes sociales que ha iniciado una demanda ante la justicia contra el brasileño por incumplimiento de contrato.


El club catalán reclama al jugador la devolución de la parte de su prima de renovación ya liquidada; 8,5 millones de euros en concepto de daños y perjuicios y un 10% más de mora.



​​Por último, el club catalán reclama que el PSG asuma de forma subsidiaria el pago de la cantidad requerida en caso de que el jugador no pueda hacer frente al mismo.