​Menudo papelón ha hecho el Barça en la final de la Supercopa de España ante el Real Madrid. Los señalamientos de la prensa y sobretodo de sus aficionados, tienen a varios jugadores y al presidente del club, con una fuerte dosis presión sobre sus hombros. 


Y más tomando en cuenta que el astro argentino Lionel Messi no ha renovado con el club y que siente una profunda molestia con algunos altos mandos del club blaugrana. Y es que no es para menos, ya que en los últimos meses, una serie de errores producto de una mala gestión, han derrumbado una parte de un ambicioso proyecto.


Uno de los malestares de Lionel es sin duda la marcha de Neymar al PSG, ya que considera que Bartomeu no hizo el esfuerzo suficiente por defender la permanencia de su socio predilecto en los últimos años. Otra situación que no tiene contento al '10' son las lentas negociaciones de los 'nuevos refuerzos'. Nos referimos especificamente a los casos de Coutinho y Dembelé, ya que Messi considera que deberían haberse integrado al plantel desde hace ya varios días. Todo esto sumado a la goleada propinada por el Real Madrid al Barça, en la Supercopa Española, donde se le pudo apreciar con un semblante un tanto decepcionado.

Los aficionados y seguidores del Barça también sienten preocupación ante dichas situaciones,debido a que las veces que el Presidente del Club ha sido el encargado de entrar en negociaciones con ciertos futbolistas, estas se han venido abajo. Y de acuerdo con 'Pep Segura', será el mismo Bartomeu el encargado de negociar con Messi su renovación.


Por último, es importante resaltar que un gran porcentaje de los aficionados del FC Barcelona, piden a gritos en redes sociales, la dimisión del actual presidente del  equipo catalán.