​Amante de las contrataciones tardías, Cruz Azul dio los buenos días este Sábado con una novedad poco esperada en la Liga MX: Erick 'Cubo' Torres, la promesa mexicana que se encontraba afligido en el Houston Dynamo, se sumó a La Máquina.


Realmente, la contratación del atacante azteca no suena mal pero, llegada ya prácticamente la mitad del torneo en México, las dudas comienzan a aparecer. Aunado a lo anterior, Torres padece una situación puntual que ha prendido las alarmas en La Noria.

Sucede que, el nuevo refuerzo de La Máquina acumula 11 meses y 2 días sin anotar un sólo gol. La última vez que Erick colgó la bola en las redes fue el 2 de Octubre de 2015, ante Costa Rica en el Preolímpico de CONCACAF.


Y eso no es todo. A nivel de clubes, el 'Cubo' tiene 1 año y 5 meses sin marcar, siendo el 14 de Marzo de 2015 el último día que anotó, cuando aún jugaba con las Chivas, en partido ligero ante el Querétaro por la Jornada 10 del ya lejano Clausura 2015.

San Jose Earthquakes v Houston Dynamo

Además, en el Houston Dynamo, equipo que lo contrató por varios millones de dólares con el cartel de estrella, actuó en 11 partidos durante todo lo que va del 2016 y, dada su mala racha, sólo pudo servir una asistencia.


Por ello mismo, el club estadounidense ha optado por ceder a su jugador al Cruz Azul, devuelta en México, buscando que regrese a su mejor forma o bien, que puedan recuperar lo invertido por él en 2015, pues según rumores de la prensa, la opción de compra establecida en el préstamo de Torres asciende a los 6 millones de dólares.