Santiago Giménez recibió la oportunidad de comenzar en el XI titular en el primer partido de ​Cruz Azul esta temporada. Esto debido a las Bajas de Martín Cauteruccio y Bryan Angulo, además de la lesión de Milton Caraglio.


El hijo del mítico Chaco Giménez llevaba buscando esta oportunidad desde hace tiempo y para el día de ayer se le alinearon los planetas para que el entrenador Robert Siboldi lo alineara con el equipo titular de la 'Máquina Celeste'.


Ante la noticia de su ansiado protagonismo con la Máquina, la madre de Santiago publicó en sus redes sociales una carta dedicada a su hijo:

"Para muchos es ver jugar al hijo del Chaco, para otros es ver jugar al 9 canterano del azul. Para mi, es ver cumplir tu sueño de la mano de Dios. Yo aún no me olvido todo lo que hemos pasado.

Hace un año exactamente estabas sin entrenar, con la ilusión de que los estudios salgan bien para volver a jugar al fútbol (tu felicidad es la mía). Debo admitir que cuando tu hijo no está bien de salud, lo único que quieres es que sane, más allá del futbol).

Diste todo y más de tu parte para volver a calzarte los tachones ... pero lo que más me enorgullece de vos, es que siempre confiaste en Dios, en que pusiste tu vida en sus manos para que él te guíe. Hijo mío, hoy será un gran día, no importa el resultado, no importa si metes o no gol ... lo que importa es que llegaste ... y cómo dice papá, ahora viene lo más difícil ¡mantenerse! Acá siempre voy acompañarte ... sabes que mi mano te acompañará, mi vida entera te sostendrá!

Estoy emocionada por demás ... tengo un nudo en el pecho, pero vos me enseñaste algo ... si confías en Dios no tenes que tener miedo, eso me lo dijiste tú. Te amo como nadie te amara en esta vida".


Desgraciadamente para Santiago y para la afición cementera el partido lo terminó perdiendo Cruz Azul 2-1 contra el ​Atlas. Pero esta definitivamente no será la última oportunidad que reciba Giménez, quien carga en su espalda el legado de su padre, in ídolo celeste. El Chaco.​